VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

jueves, 10 de diciembre de 2015

La Puerta de Embarque

No creas que acabe aquí, una vez que hayas subido al avión tendrás un punto de vista diferente. Sabrás qué o a quién echas de menos, qué te ata y qué te libera, qué dejas y qué te llevas Contigo.
¿Cuánto pesa tu equipaje?

Desde arriba el cielo no se ve, se siente. Parece que todo es diferente. Pero sigues siendo TÚ. Tonos verdes y marrones a la vez, montañas y terrenos llanos…Las nubes blancas y grises según el momento y el lugar al que te diriges …Son los acompañamientos que te hacen falta, lo “pequeños” detalles que alimentan el Grande: Tu Viaje. Sólo lo necesario.

Tu nuevo enfoque, lo desconocido. Siéntete curioso y déjate sorprender. Ahora sabes que no lo sabes todo. Antes y Ahora son dos centros diferentes. 

- Antes no tenías la oportunidad de volver porque no te habías ido. 
- Ahora surgen dudas donde antes no existían porque no tenías que volar.

Tú no has cambiado. Has cambiado tu modo, ahora estás en “ON”. Has ampliado tus posibilidades. Aprovecha que algunos personajes de tu vida no lo entiendan para darte cuenta de cómo cambian las cosas cuando tú cambias. Te ofrecen la ocasión de sentir si TE encaja o no lo que ves en ellos tanto como lo que ellos ven en ti.

Tu esencia, sigue siendo la misma, aún mejor, está saliendo a flote la condición de tu naturaleza. Entiende que quizás no vean la esencia, sino “las cosas” que dejas de hacer o de decir o los lugares a los que dejas de asistir. 

En realidad, desconocen tus nuevas costumbres y les descoloca. no porque no se lo quieras contar, si no porque es en este preciso instante cuando las empiezas a descubrir. No perciben los sentimientos que te acompañan, ellos sienten que antes “no eras así”. No entienden el porqué y se les escapa de las manos, puede que se sientan desplazados entiéndelo y sé compasivo, pero también valiente y generoso. Déjate ayudar.

Si quieres, explica tus razones y escucha las suyas. Pero cuídate de no caer en justificaciones, ellos no tienen el control ahora. Como ya sabes, tú mejor que nadie, cuesta mucho consentir los cambios.

Nuevas actitudes-reacciones, acciones-relaciones, necesidades-satisfacciones…

Admite también que, en ciertos entornos te hayan encajonado en una forma de ser, es muy probable que, aunque hayas cambiado las preguntas, sus respuestas sigan siendo las mismas, incluso seguirán pensando que tú responderías de la misma forma, quizás no te escuchen, pero tú hazlo.

Tú sólo disfruta del camino, si ellos disfrutan contigo te acompañarán. En esta nueva-sólo-tuya etapa, la parte más dura y también la más efectiva es tu forma de aceptar que el hecho de Elegir es también un derecho de los que se quedan..

Si lo que tienes no te va, mira lo que viene.


Feliz Viaje

No hay comentarios:

Publicar un comentario