VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

lunes, 7 de noviembre de 2011

Adáptate y Vuélvete a Adaptar

¿Cuántas tormentas intentas evitar?
Una nueva estación propicia nuevas necesidades...Unas botas de agua, un impermeable, un paraguas…Un bolso ¡que no sea de esparto!
Todo ello me trae al presente una lista de cosas que he utilizado y cómo me han servido. Me indica cuáles son aplicables a la nueva situación, de cuáles me voy a deshacer y cuáles voy a almacenar con cuidado para el próximo cambio.
Abarca una modificación en mis hábitos, ahora el nivel de necesidad de protección ha variado. Ya no son cremas sino ropas.
La realidad hoy: llueve.
Si vas a salir y no cambias tu calzado te mojarás los pies. Tan claro como el agua y nunca mejor dicho. Así es, inevitable aunque te enfades con el mundo.
Ha sucedido algo que afecta de inmediato a tu forma de caminar. Es más práctico aceptarlo que despotricar contra el cielo.
¿Vas a permitir que esta circunstancia te paralice?
- Si sales a hacer footing, te vas a mojar.
- Si vas a…pues…te vas a mojar.
- Si quieres llegar a…te mojas, como los demás.
Por otro lado…puede que ya te hayas dado cuenta…
- El cielo está encapotado. Tiene un color blanco a pesar de todo.
- Las hojas de los árboles brillan con cada gota que adoptan con suavidad en su mullida textura verde.
- Los tejados, los suelos, la tierra añaden consistencia a su color habitual.
- ¿Y el sonido? Uf! El sonido eléctrico de las chispotas de agua rebotando contra el suelo inundado…!!!
¿Empieza a tener luminosidad tu día?
No salir de casa es una opción válida si no se resume a resignación. Es decir, lo inteligente en este caso sería darte cuenta de qué te vas a perder del día de hoy “sólo” porque llueve… O ¡qué te estás perdiendo ya!
Céntrate en lo que puedes hacer ahora y no en lo que ibas a hacer antes de que cayera el gran diluvio. Ahora es ahora. ¿Cómo vas a disfrutar de este día maravilloso?
Opciones. Haberlas, hay las.
¿Te mojas?

jueves, 3 de noviembre de 2011

Simplemente Siente

Puede ser una de las mayores fortalezas que no has dejado avanzar. Una Actitud te indica también una Aptitud.

Lo que muestras esconde una parte de ti igual que lo que escondes; por si no te habías dado cuenta, lo transmites. Ser Transparente es más fácil de lo que crees, incluso cuando no quieres comunicar lo estás haciendo.

Sé Valiente…que debería ser al revés, más valor haría falta para mostrar lo que no eres (lo hacen los actores y actrices cuando representan a un personaje, ¿sabes?). Es un esfuerzo de Creatividad, Aprendizaje, Superación, Firmeza...Práctica y Experiencia que podrías utilizar a tu favor.

Muéstrate tal y cómo eres, es más fácil. Además, esa es tu diferencia, tu aportación, tu marca.

Ese-Eres-Tú.

Querer ser como los demás también tiene su parte buena y es que, gracias a la “competencia” y a la observación, te darás cuenta de que existen ciertas Características que hasta ahora no te habían hecho falta. 

Te invito a que transformes la Envidia por el modelaje. Es más sano y más productivo. Ver "cosas" en otras Personas amplía tu Perspectiva, tus Posibilidades, y te da muchas pistas de lo que sí tienes y no sabes, de lo que quieres y no tienes... Es una Oportunidad.

Tú puedes adquirir nuevos Hábitos, Comportamientos, cambiar de Actitud. Puedes desarrollar tus Habilidades. Puedes, si quieres y sabes que el resultado va a tener un Significado para ti.

Los miedos, inseguridades, aspiraciones, etc., perfilan tu forma de mostrarte ante los demás. Antes de salir de tu acorazado, sabes a qué te enfrentas, todos tus mecanismos de autodefensa y protección se ponen en marcha. Préstales atención, deja que te informen de cuáles son tus necesidades. 

Conviértelos en Curiosidad, quizá estés manipulando tu verdadera emoción, ya sea Enfado, Tristeza…o Alegría, ¿puedes ser que ¡no quieras mostrarte alegre!?

Todas forman parte de nosotros, están para avisarte de que existe una realidad más allá de ti. Para advertirte que hay algo que no has Percibido aún; algo a lo que todavía no te has Adaptado y ésa es la señal que te ayuda a conseguirlo y a averiguar más sobre ti mismo para futuras situaciones.

Aprovecha tus emociones para crecer. Déjate llevar. Cuando te resistes centras tu atención en lo que quieres evitar y, precisamente eso hace que persista. Una frase de una Personita muy especial y que 
ya he mencionado varias veces, recuerda: “Las emociones, si las dejas, van y vienen”.

Tómate un tiempo para sentir lo que sientes y Agradécelo, simplemente.