VideoBar

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

lunes, 24 de enero de 2011

Un Lindo Gatito

Te quiero contar una historia:

Ayer me enamoré. A mí me gustan mucho los perros pero tengo que reconocer que este gato ha despertado mi Ternura. Cuando lo vi, adormecido, abrazando la palmera con estas patitas esponjosas… ¡Uf!

Viendo la imagen quizá puedas percibir una parte de lo que siento yo… ¿No es precioso?

Es un Gatito escurridizo que ha nacido por los alrededores. Hace unos días no hubiera podido sacar esta foto porque en cuanto el feroz animal adivinaba mi intención de dar un sólo paso, salía corriendo despavorido.

Con el tiempo he conseguido algún que otro fugaz acercamiento.

El que tiene miedo es él. Al menos doy por hecho que es miedo. Por mi parte, yo he seguido saliendo a la terraza y no me he inmutado ante sus bruscos y a la vez suaves pero torpes movimientos que caracterizan su estrepitosa huida. A veces se asemeja a una escena de dibujos animados con las patas como molinillos intentando correr muy rápido y sin moverse del sitio, con el cuerpo hacia adelante, la cabeza hacia atrás y con los ojos como platos... ¿Te haces una idea?

…He ignorado su recelo; no me he ofendido porque haya dudado de mi buena fe; si me he cruzado en su camino he seguido avanzando como si no estuviera…

He seguido haciendo mi Vida y observando su inocente Belleza y comportamiento con curiosidad. Lo mismo que hacía él.

Ahora se planta frente al ventanal con incisivo fisgoneo y calcula mis movimientos, expectante. Se ha dado cuenta de que no es necesario organizar un escándalo. Y cuando tiene que pasar por delante de mí prescinde de doblar las rodillas y opta por hacerlo sigilosamente fingiendo tranquilidad sin dejar de controlarme de soslayo. Casi diría que con un poco de chulería.

Es decir, le he transmitido que el problema es suyo. Le he manifestado que la vida sigue a pesar de sus miedos… Le he creado la misma curiosidad y respeto hacia mí que yo misma le profeso.

(… ¿Estamos hablando de un animal?)

El sentimiento se acrecienta cuando su hermanito es contagiado por su propio comportamiento y ahora, los dos me miran curiosos igual que yo a ellos y si camino cerca con cautela, respetando sus sentimientos, ellos respetan mi voluntad.

Hay una diferencia bestial entre estos Cachorritos y su Madre, la cual todavía corre desesperada con el lomo encorvado y el pelo erizado cuando me ve. Si por desgracia ha reaccionado tarde y no puede escapar, me enseña sus dientes con un escalofriante bufido y una expresión entre miedo y coraje como diciendo: “si te acercas más te comeréeeee”.

Los Pequeños han aprendido que soy una Humana Buena, en cambio, la Madre tiene que descartar sus ideales para comprenderlo. Es muy difícil para ella. Se encoje de hombros frente a la flexibilidad de sus descendientes.

(¿Crees que se puede aplicar a las Relaciones Humanas?)

Me resulta sorprendente la mirada incrédula que nos dedica el pequeño bebé cuando parece detectar una discrepancia entre el veloz movimiento de su madre para dejarme atrás con eficiencia, y mi simulada pasividad frente a ese hecho.

Cuando veo a los dos hermanitos sentados, quietos, solemnes… Me hacen reír a carcajadas…Si fueran grandotes sería yo la que saliera corriendo.

En cambio, veo esa carita preciosa tan seria y esa mirada tan fija… Estáticos como Budas diminutos encima de la balaustrada, casi desafiantes en su silencio, que no puedo menos que sentirme enamorada de una Belleza tan Natural y Espontánea. Apetece apretujar sus patitas o mofletes… ¡iiiishhh!

Déjate impresionar por lo que hay a tu alrededor. Siente Amor por las Personas y por demás Seres Vivos, comparte Emociones y Pensamientos. Crece. Vive. Alucina. Fantasea. Sueña. Sé Feliz.

Si no Sientes así es posible que hayas elegido Sentir de otra manera. Esta clase de Emociones están, puede que aletargadas pero te aseguro que están. Cambia tu Pensamiento, Elige tu Motivación, enamórate de tus Proyectos, de tus Flores y de las del vecino o vecina, del Mar y de la Luna, de tu Pareja, de tu Madre, de tu Padre, de un Amigo o Amiga... Elige sentir el Amor en sus distintas facetas. Apasiónate.

De nuevo, tú eliges: ¿Quieres ser un lindo Gatito o una huidiza linda Madre?

No hay comentarios:

Publicar un comentario